Combatir la abstención, el reto de la oposición en las regionales

La oposición venezolana enfrenta el desafío de llevar a sus desmotivados seguidores a votar el domingo en las elecciones de gobernadores, pues una elevada abstención permitirá al gobierno de Nicolás Maduro minarles el favoritismo que le dan las encuestas, según analistas

Entre 50% y 60% de los venezolanos están dispuestos a votar en los comicios regionales, según la firma Datanálisis, mientras que el promedio de participación en este tipo de elecciones ha oscilado entre 60% y 70%.

“Ahora la intención es menor, porque hay frustración en la oposición, una fractura entre los que quieren ir y los que piensan que es un error pues valida al Gobierno, a la Constituyente y al poder electoral”, dijo a la AFP Luis Vicente León, director de Datanálisis.

La opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD), que asegura ser aún mayoría tras arrasar en las elecciones parlamentarias de 2015, lideró multitudinarias protestas entre abril y julio para exigir la salida de Maduro y frenar la elección de la Asamblea Constituyente, integrada sólo por oficialistas.

No se lograron los objetivos y la decepción entre opositores fue evidente: Maduro sigue en el poder, las manifestaciones dejaron unos 125 muertos y la Constituyente se instaló a pesar de denuncias de irregularidades en la elección.

Félix Seijas, director de la encuestadora Delphos, calcula una participación cercana a 55%, aunque -opinó- “en el contexto actual debería ser mayor, porque esta elección servirá para conocer el balance de fuerzas entre gobierno y oposición”.

Por el contrario, Jesús Seguías, director de Datincorp, cree que en las regionales votarán más de 60% de los venezolanos.