La Crisis de los No Alineados

En la Isla de Margarita se inició hoy la Reunión Internacional de los Estados No Alineados (Non- Aligned Movement).  El Presidente Hassan Rouhani estará presente como Secretario General de esta Organización Internacional y traspasará la dirección de este Movimiento de 121 Estados y 15 Observadores al Presidente de Venezuela, Nicolás Maduro. El origen de este Movimiento fue la Conferencia de Bandung en 1955 en Indonesia con líderes tan importantes para la época como Nehru de la India, Nasser de Egipto y Sukarno de Indonesia. Pero la primera reunión formal de los No Alineados se realizó en Belgrado, la antigua Yugoslavia en 1961.

La filosofía de este movimiento fue de permanecer ajenos y presentar una tercera vía frente al conflicto entre la Unión Soviética y los Estados Unidos, en los tiempos de la Guerra Fría y desarrollar políticas especiales en ese contexto internacional. Venezuela siempre estuvo presente en todas estas iniciativas y fue solidaria con los 10 Principios de la Primera Reunión de Indonesia, estuvo también presente en la primera conferencia Cumbre de Belgrado en la cual participaron 28 Estados. Desde sus inicios, Cuba fue uno de los países más activos en esta organización aunque realmente siempre estuvo alineada con la Unión Soviética. Fue muy importante el apoyo de los NOAL a los procesos de descolonización y especialmente frente al “apartheid” de Sudáfrica, fortaleció la labor de las Naciones Unidas y la democratización de las relaciones internacionales con el acento de los nuevos términos del comercio y la economía internacional. El tema de la Paz y el Desarme siempre estuvo presente como la lucha contra el colonialismo y el imperialismo, aunque permanentemente invocaron el Principio de Coexistencia Pacifica entre las Naciones y la necesidad de Diálogo entre las Potencias.

Para 1973, en la Cumbre de Argel, el número de países sobrepasaba los 70 y en esta reunión se fortalece el criterio de la cooperación Sur-Sur. En América Latina la primera reunión de los No Alineados fue en Cuba, en 1979 con cerca de 100 Estados Miembros. Allí se definió un programa político, económico y la participación más activa de América Latina  en el movimiento.

Con la Caída del Muro de Berlín y el fin del Pacto de Varsovia, la referencia a la Unión Soviética terminó y así perdió vigencia esta organización con la nueva realidad geopolítica de conflictos regionales como fue la guerra entre Irán e Irak que precisamente dificultó la VII Conferencia Cumbre que debía realizarse en Bagdag en Septiembre de 1982. Con la importancia que adquirió la unipolaridad de Estados Unidos, los países mas cercanos a la antigua Unión Soviética y así, especialmente Cuba, continuaron con su discurso antiimperialista. De la confrontación Este-Oeste inminentemente ideológica, ya sin la Unión Soviética, aparecieron conflictos de carácter regionales signados nada más por el choque de culturas y civilizaciones y especialmente, entre los países del Tercer Mundo como fue la guerra entre Irán e Irak y posteriormente el conflicto de la invasión de Irak a Kuwait. Apareció la variable del Islam Político, que en el mundo musulmán ha dividido a los países que convivían con los No Alineados como es el caso de la presente Guerra en Siria o la confrontación entre Arabia Saudita e Irán. En Europa Oriental se abrió un nuevo frente de lucha, especialmente entre Rusia, Georgia y Ucrania.

Hoy los No Alineados no tienen la significación que tuvieron en su origen porque han cambiado todas las variables que originaron este movimiento internacional.

La Conferencia de Yakarta en 1992 demostró esta realidad de la poca importancia del movimiento en la nueva geopolítica mundial y el nuevo enfoque frente a los Estados Unidos y la Unión Europea pero insistieron en la co – relación entre los Países en vías de Desarrollo, la independencia política y la soberanía de los Estados. Se concentró en la necesidad de reformular el sistema internacional con la necesaria reforma del Consejo de Seguridad y en la participación en nuevos temas como la defensa de las materias primas y el reto de la ecología y el ambiente.

Cumbres como esta en Venezuela, se realizó también en Colombia en 1995 y por segunda vez en La Habana en el 2006. La última fue en Agosto de 2012 cuando se realizó  la XVI Cumbre de Países No Alineados en Teherán.

La situación política de Venezuela con la pérdida del gobierno de las Elecciones Parlamentarias y el conflicto entre el Parlamento venezolano y el Poder Ejecutivo, con el cuestionamiento de la independencia del Poder Judicial ha creado dificultades al actual gobierno frente al mundo internacional con señalamientos directos del propio Secretario General de la ONU sobre la urgencia de la ayuda humanitaria y pronunciamientos de preocupación por la democracia venezolana, por la Unión Europea y por voceros políticos de diferentes democracias del mundo junto además, los señalamientos hechos por el Secretario General de la OEA y la última votación en este organismo de 20 frente a 12, cuestionando el modelo democrático venezolano, aunado a la complicada situación del MEROSUR; dificulta para el gobierno venezolano la tranquilidad que en otras capitales del mundo siempre hubo cuando se celebraron las 16 Cumbres anteriores. Es prematura señalar cuales van a ser los resultados pero no estarán ni los Jefes de Estado ni los Cancilleres que siempre participaron en otras Cumbres y por la propia realidad del sistema internacional de hoy, el movimiento no tiene la importancia que en otras oportunidades expresó, seguramente el gobierno nacional aprovechará esta ocasión para presentar una mejor imagen de su política nacional e internacional ante el mundo.